Cuentos de los viudos negros

Cuentos de los viudos negros

Cuando vi el libro de Cuentos de los viudos negros, de Isaac Asimov en una librería de viejo, no lo dudé ni un momento. Había leído algunos libros de sus sagas de ciencia ficción y algunas de sus obras de divulgación científica, tan claras y didácticas, pero nunca pensé que esta autor se hubiera dedicado en algún momento de su vida a crear obras de misterio  a lo Agatha Christie.

 

 

ESTILO

El sentido del humor en Cuentos de los viudos negros es patente desde el primer momento y se muestra en muchos detalles a lo largo de la obra. La lectura de esta obra es muy sencilla, ágil y rápida. Podemos fulminar el libro prácticamente en una tarde, por lo que en mi opinión es el libro perfecto para hacer la transición entre dos lecturas más largas o pesadas. En mi caso, por ejemplo, la lectura de Los miserables, de Víctor Hugo, me exigió un periodo de “luto” antes de poder emprender una nueva obra, ya que esta me había arrasado por dentro. Sin embargo Cuentos de los viudos negros, sin desmerecerla, en absoluto, es la obra idónea para después de una lectura como esta. Te renueva, te despeja y te prepara para la siguiente. Es como enjuagarse la boca entre catas de vino. Se trata por tanto, de una obra fresca, entretenida y de una lectura muy rápida.

PERSONAJES Y ARGUMENTO

En Cuentos de los viudos negros los personajes son muy singulares y forman parte del tejido de humor que Asimov ha querido impregnar a la obra. Como muestra de ello, contamos con un grupo de amigos que se reúnen periódicamente en tertulias alrededor de una mesa, una idea muy romántica de otro siglo. En dichas tertulias les gusta resolver enredos y a través de la simple conversación y razonamiento deductivo resuelven muchos casos de misterio. Contamos con un abogado de patentes, un alto consejero del gobierno, un escritor de novelas policíacas, un especialista en química orgánica y un profesor de matemáticas. Entre ellos se llaman “doctor”, pero cuando uno de ellos tiene un doctorado le denominan “doctor, doctor”.

Además de estos personajes está Henry Jackson, un hombre de sesenta años que en el grupo no es más que el camarero. Sin embargo es mi personaje favorito y el que utilizó Asimov para dar el toque diferencial a la obra. Veremos cómo su perspectiva, desde el punto de vista de la sencillez supera en muchos casos, en agudeza a los grandes argumentos de los tertulianos, de manera que cada vez que el bueno de Jackson entra en escena crea una gran expectación  al lector.De la vida y la muerte

Algunos detalles

¿Cómo justificas tu vida? Esta es la gran pregunta que se plantea innumerables veces en Cuentos de los viudos negros. Cada vez que se presenta a un nuevo personaje porque ha sido invitado a la tertulia, le plantean esta pregunta, que sirve como introducción al mismo y le da la oportunidad de presentarse. La pregunta me fascinó; es de una profundidad tal que podría provocar una gran inestabilidad en algunos personajes literarios. Sin embargo, me decepcionó un poco que el autor hiciera uso de este gran recurso, tan solo de una manera superficial.

El relato que más me gustó en Cuentos de los viudos negros es sin duda, la risita adquisitiva. Narra cómo uno de los tertulianos conoció a un cleptómano de la alta sociedad, que tras robarte sentía tal satisfacción que no podía dejar de emitir una risita nerviosa a la que el autor llamó la risita adquisitiva. Así, si invitas a este personaje a tu casa y escuchas su risita, puedes estar seguro de que te ha robado algo. En este relato, el personaje que nos presenta a este cleptómano nos cuenta cómo en una ocasión se vengó de él de la forma que más podía dolerle…De la vida y la muerte

PRACTICABILIDAD Y RECOMENDACIÓN

Como decía, creo que es una obra ligera de la que no puedes esperar profundidad, pero que sin embargo te hará pasar un buen rato entretenido. Pero no es este el motivo por el que te la recomiendo, sino porque tiene destellos de genialidad que te sorprenderán. No siempre buscamos una lectura espesa y significativa y cuando buscamos otra ligera, divertida, corta y de calidad puede costar encontrarla. Si este es tu caso, Cuentos de los viudos negros es tu obra.De la vida y la muerte

El protagonista de esta historia vive sin memoria. Cada vez que despierta olvida lo vivido anteriormente. Vive en una mansión siniestra con la única compañía de un ama de llaves que le recuerda la idea más horrible del mal, mientras le atormentan horribles pesadillas.

Si te ha gustado también te interesará:

De la vida y la muerte

It's only fair to share...Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin